La Estrategia de Seguridad Nacional determina que una de las amenazas más importantes para la seguridad de los españoles sea “la inseguridad económica y financiera”, precedida únicamente por los conflictos armados, el terrorismo y el crimen organizado.

Las dinámicas de la globalización, la expansión de los mercados, los avances tecnológicos en los sectores productivos y la comunicación, así como la aparición de una nueva dimensión, el ciberespacio, han transformado radicalmente el entorno de las empresas, dando origen a un escenario de hipercompetitividad que algunos no dudan en calificar como de “guerra económica”.

Desenvolverse en ese entorno exige un cambio de actitud en la gestión empresarial, buscando una flexibilidad estratégica que permita la necesaria adaptación; flexibilidad que requiere, a su vez, de una información precisa y cualificada sobre el complejo y variable conjunto de oportunidades, riesgos y amenazas que afectan a la supervivencia y éxito de las organizaciones en ese entorno conflictivo.

Es de la recogida de esa información y de su procesamiento y transformación en conocimiento, de la que se encarga la Inteligencia Económi- ca (IE).

La IE es, por tanto, una herramienta fundamental para las empresas, especialmente en su internacionalización. Pero, del mismo modo, su manejo es fundamental para los servicios de inteligencia que trabajan bajo el paraguas del Ministerio de Defensa, que también ponen el foco en el conocimiento del factor económico para proteger los intereses de España.

Publicación de la “Jornada sobre la Inteligencia Económica y la defensa de los intereses de España y sus empresas” en el Diario Montañés. Tendrá lugar el próximo viernes, 14-06-19 en Santander.